Apuntando a la excelencia en trasplante de pelo

conservación unidades foliculares

Clínica Imema incorpora la tecnología más avanzada para conservar las unidades foliculares. Imema incorpora la tecnología empleada para la conservación de los órganos que se transportan en los trasplantes de órganos vitales, para la conservación de las unidades foliculares.

En los últimos años se ha producido un intenso debate sobre la forma de extracción de las  unidades foliculares del área dadora cuando se realiza un trasplante de pelo. No cabe duda de que la obtención de un número suficiente y viable (no seccionadas) de unidades foliculares (siempre que el paciente disponga de zona donante suficiente) constituye el primer y fundamental objetivo para que un trasplante de pelo tenga éxito.

Pero esto no es suficiente. El segundo objetivo es que las unidades extraídas sobrevivan y crezcan en el área receptora o área calva. Y esto no es tarea fácil. La supervivencia de las unidades foliculares estará ligada al tiempo que pasen fuera del organismo y al medio en que las conservemos.

Para minimizar el tiempo que pasan fuera del organismo será necesario tener un equipo muy entrenado y cualificado, que trabaje coordinadamente y que tenga una gran destreza.

Para la conservación de las unidades en el tiempo que transcurre desde que se extraen hasta que se colocan en la zona receptora (zona calva) se han propuesto diferentes medios: la propia sangre del paciente, su plasma rico en proteínas…

En Imema hemos incorporado, de forma pionera en España, la conservación de las unidades foliculares en los mismos medios que se utilizan para conservar los órganos humanos  que van a ser trasplantados lo que  mantiene y prolonga la supervivencia de las unidades foliculares.

Conservación Unidades foliculares

Asimismo diferentes estudios demuestran que estos medios para conservación de tejidos  se pueden enriquecer, como hacemos en Imema, con formulaciones de adenosina liposomada que proporcionan a las unidades foliculares  la energía que necesitan durante los 3-5 días que tardan en establecer una reconexión con los vasos sanguíneos de la zona donde se han trasplantado

Por otro lado también es clave que las unidades estén a una temperatura constante durante  todo el proceso, en torno a los 4ºC, lo que sólo se consigue utilizando una tecnología precisa.

Teniendo en cuenta, que hoy por hoy, la zona dadora de cada paciente es personal y limitada es esencial la adecuada conservación de las unidades foliculares

Clínica Imema buscando la excelencia y, asumiendo unos elevados costes, ha incorporado todos estos medios de conservación-activación y la tecnología de “enfriamiento” a su práctica habitual. Con lo que en este momento podemos señalar que utilizamos la tecnología más avanzada para la extracción de las unidades: el robot Artas, y para su conservación, consiguiendo así los mejores resultados que se pueden lograr actualmente, a nivel mundial, en trasplante de pelo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s